Miércoles 21.02.2018

¿Vendrá alguna vez Francisco a la Argentina?

Por: Sergio Rubin

Comparte

¿Vendrá alguna vez a la Argentina el Papa Francisco? La pregunta parece pertinente luego de que la nueva cúpula del Episcopado se reuniera a fines de enero en el Vaticano con el pontífice y el presidente de ese organismo eclesiástico, monseñor Oscar Ojea, revelara que Jorge Bergoglio les dijo a sus integrantes que por ahora no visitará su país  porque “no es el momento oportuno”. 

Su paso por el limítrofe Chile –que figuraba en un proyecto inicial de una gira por el cono sur que incluyera a su país y Uruguay, repitiendo el periplo de Juan Pablo II en 1987- había despertado especulaciones de que el encuentro con los obispos argentinos arrojaría al menos algún indicio de una fecha probable. En cambio, el Papa ratificó expresamente la postergación.

No faltan quienes asocian esa demora con una supuesta antipatía de Francisco con el presidente Macri. Pero fuentes del Vaticano insistieron en que el escollo es la polarización política que persiste en la Argentina (de hecho tampoco vino cuando Cristina Kirchner era presidenta) , lo cual podría desdibujar su visita por probables pujas e incluso algún incidente.

Si bien monseñor Ojea no entró en detalles, consideró que el Papa vendrá “en el momento justo”, con lo cual no parece aventurado decir que asumió el argumento de la Santa Sede. ¿Pero ese momento justo llegará alguna vez? ¿O precisamente hará falta, como piensan algunos, que una visita suya al país será una contribución a cerrar lo que se llama “la grieta”?

Vamos por parte. A más de dos años de la asunción de Macri, la fuerte polarización persiste. Y nada parece indicar que vaya a disminuir en el corto plazo. Por lo demás, si la afirmación del Papa de que aún “no es el momento oportuno” para venir se lee como una confirmación de que no lo hará este año y el próximo es electoral, habría que pensar en 2020.

Con todo, más productivo que especular con fechas sería preguntarse que está queriendo decir el Papa con su demora. O, mejor, qué está queriendo provocar entre sus compatriotas. Porque es evidente que Francisco quiere que su viaje –además de que no sea conflictivo- deje una huella en su patria, tanto entre los católicos como en toda la sociedad.

En ese sentido, su demora en venir parece una interpelación a todos los argentinos, en especial a la dirigencia, para que encuentre caminos de entendimientos mínimos que redunden en una mejor convivencia. Y a la propia Iglesia, para que asuma un rol religioso más comprometido. Ello permitiría, cabe concluir, que su visita fuese más provechosa.

Por lo demás, el gobierno debe hacer su aporte. Declaraciones de uno de sus principales asesores, Jaime Durán Barba, acusando al Papa de “hacer política” en vez de ejercer su ministerio religioso, entre otras descalificaciones, no constituyen precisamente una contribución. Como tampoco las feroces críticas contra él de ciertos intelectuales.

Es cierto que hay quienes creen que su visita a la Argentina ayudaría a cerrar la grieta. Pero es evidente que Roma piensa que los ánimos están demasiado caldeados. Que hace falta, como se dice popularmente, bajar al menos uno o dos “cambios”. La clave, entonces, es trabajar para una mejor convivencia.

Sería una pena que el único Papa argentino en siglos no venga a su país. Pero evidentemente esa eventualidad es una posibilidad cada vez menos remota. La pregunta, entonces, es verosímil: ¿Vendrá alguna vez Francisco a la Argentina?
 

Las claves de la Cuaresma, según Francisco

ENCUESTA DEL MES

¿Cree que el obispo Barros encubrió los abusos del padre Karadima?

Ver los resultados

SU FE EN IMÁGENES

Envíenos una foto de un hecho religioso que protagonizó a lectores@valoresreligiosos.com.ar

NOVEDADES

¿Quién soy yo para juzgar? - Papa Francisco - Editorial Origen

¿Quién soy yo para juzgar? - Papa Francisco - Editorial Origen

Una invitación a reflexionar sobre temas de la realidad social desde la tolerancia y la compasión

De la conexión a la comunión - Mariel Caldas - Editorial Stella

De la conexión a la comunión - Mariel Caldas - Editorial Stella

El desafío de transmitir la Buena Noticia en la cultura digital

El primer amor del mundo – Fulton J. Sheen – Editorial Lumen

El primer amor del mundo – Fulton J. Sheen – Editorial Lumen

La vida de la Virgen María como ideal de mujer y madre elegida por Dios

Orando con el Cura Brochero – Santiago Olivera- Editorial Ágape

Orando con el Cura Brochero – Santiago Olivera- Editorial Ágape

La particular forma de rezar del Cura gaucho donde se descubre su profunda espiritualidad

ARTÍCULOS RECOMENDADOS

Bergoglio, el pueblo y el populismo

Por: José María Poirier *