Miércoles 14.11.2018

tras 8 años en el corredor de la muerte

Las primeras palabras de Asia Bibi libre fueron "Gracias a Dios"

La cristiana condenada por blasfemia dio testimonio de que sus oraciones fueron escuchadas. Con gran parte del país pidiendo su muerte, su paradero es desconocido. Ahora solicitaron asilo para ella y su familia en Holanda.
Comparte

El Ministerio de Exteriores paquistaní afirmó este jueves que la cristiana Asia Bibi es una "ciudadana libre", pero que solo podrá salir del país si el Tribunal Supremo rechaza el recurso presentado por un clérigo contra su absolución del delito de blasfemia por el que fue condenada a la pena de muerte.

"Hay un recurso (contra su absolución). Cuando la decisión sea anunciada ella podrá viajar adonde quiera" si es rechazada la apelación, afirmó el portavoz del Ministerio de Exteriores, Mohamed Faisal, en una rueda de prensa en Islamabad.

El portavoz indicó que Asia "se encuentra en un lugar seguro en Pakistán (y) ahora es una ciudadana libre", después de que fuese excarcelada el miércoles a la noche de la prisión de la ciudad de Multan (centro), donde llevaba ocho años en el corredor de la muerte.

"El Estado de Pakistán está protegiéndola", remarcó.

El clérigo Qari Mohamed Salam, que denunció a Asia en 2009, presentó un recurso contra su absolución ante el Supremo y solicitó en el mismo que se le prohíba salir del país mientras se estudia el mismo.

La máxima institución judicial del país no se ha pronunciado aún.

Esta mañana Faisal había asegurado ya que la cristiana sigue en Pakistán, desmintiendo las versiones de que había salido del país.

La versión más fuerte la lanzó su abogado. "Fue liberada. Me dijeron que estaba en un avión pero nadie sabe dónde va a aterrizar", explicó en un mensaje el abogado, Saif ul-Mulook . La orden de puesta en libertad llegó el miércoles a la cárcel de Multan.

Según un responsable de la aviación civil en Multan, un pequeño avión aterrizó en la noche del miércoles con "algunos extranjeros y algunos paquistaníes" a bordo, sin más precisiones.

La familia de Bibi solicitó ayuda en dos videos al Reino Unido, Canadá, Estados Unidos e Italia para que les den asilo por motivos de seguridad.

El ministro del Interior italiano, Matteo Salvini, afirmó esta semana que ayudarán a Asia a abandonar Pakistán con la colaboración de otros países europeos. 

Bibi fue detenida en 2010 después de una pelea sobre el agua potable con otras mujeres musulmanas de su aldea y éstas la acusaron de haber hecho comentarios despectivos sobre el profeta Mahoma, lo que llevó a la Justicia a sentenciarla a la pena muerte acusada de blasfemia, una sentencia revocada la semana pasada. 

Fuente: Agencias