francisco insiste sobre la lógica mundana

El éxito, el poder y el dinero, "tentaciones que esclavizan"

El Papa advirtió sobre "los deseos que dan la ilusión de libertad y que en lugar de eso esclavizan". En la audiencia general, explicó que la "gran obra de Dios es quitar la idolatría de nuestros corazones".
Comparte

El Papa Francisco criticó el éxito, el poder y el dinero por ser tentaciones que esclavizan al ser humano, durante la audiencia general celebrada en el Vaticano que este miércoles dedicó al tema de la idolatría al explicar el primer mandamiento.

"Éxito, poder y dinero. Son las tentaciones de siempre. Esto es el becerro de oro: el símbolo de todos los deseos que dan la ilusión de la libertad y que en lugar de eso esclavizan", señaló.

El Papa Francisco presidió la audiencia general en el Aula Pablo VI del Vaticano y recordó "la escena bíblica del becerro de oro, que representa el ídolo por excelencia".

Según la Biblia, dijo, "el Pueblo de Israel estaba en el desierto, donde experimentaba una angustia vital, no tenía agua, ni alimento y esperaba a Moisés que había subido al monte para encontrar al Señor".

"¿Qué es el desierto?", preguntó el Papa. Y explicó que la naturaleza humana, "para escapar de la precariedad, busca una religión ‘casera’: si Dios no se deja ver, nos hacemos un dios a medida", afirmó.

Francisco puso en evidencia que “frente al ídolo no hay riesgo de una llamada a salir de la propia seguridad, porque los ídolos tienen boca y no hablan. Entendemos entonces que el ídolo es un pretexto para ponerse en el centro de la realidad, en adoración de la obra de las propias manos".

En este sentido Francisco advirtió de que "los ídolos nos prometen libertad pero, en cambio, nos hacen sus esclavos".

"La gran obra de Dios -concluyó- es quitar la idolatría de nuestros corazones".

Fuente:  EFE / Vatican News