el vocero papal mostró aceptación

La Casa Blanca intentará conseguir una audiencia con el Papa

“Si recibimos una solicitud oficial de audiencia, seguramente será acogida", afirmó Greg Burke luego de que el gobierno de EE.UU. dijera que contactará al Vaticano para concretarla en mayo. Los líderes mundiales suelen solicitarla con mayor anticipación.
Comparte

El Papa Francisco está dispuesto a recibir en el Vaticano para una audiencia privada a finales de mayo al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, según indicó este miércoles la Santa Sede después de un anuncio de la Casa Blanca al respecto.

"A fines de la semana pasada no habíamos recibido una solicitud oficial de audiencia, pero si la recibimos seguramente será acogida", afirmó Greg Burke, portavoz del Vaticano, en declaraciones a AFP.
El vocero del Papa anticipó que Francisco no tiene previsto para finales de mayo ningún viaje al exterior y que para esas fechas estará en Italia.

El Papa Francisco "está siempre dispuesto a recibir los jefes de Estado que le piden una audiencia", declaró a ANSA monseñor Angelo Becciu, sustituto para los Asuntos Generales dentro de la Secretaría de Estado vaticana. Becciu realizó esas declaraciones a propósito del anuncio, por parte de la Casa Blanca de tener la intención de contactar al Vaticano para una audiencia entre el Papa y el presidente estadounidense, Donald Trump. "Contactaremos al Vaticano" para tal propósito, afirmó este miércoles el portavoz de la Casa Blanca, Sean Spicer. "Sería ciertamente un honor", aseveró.

Trump tiene previsto viajar a Italia para participar en una cumbre del G7 que se realizará el 26 y 27 de mayo en Taormina, en Sicilia (sur). Llegará procedente de Bruselas, donde previamente asistirá a una reunión el 25 de mayo de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN).

Faltando sólo unas cinco semanas para el encuentro, la Casa Blanca no había solicitado oficialmente la audiencia papal, lo que había suscitado muchas especulaciones entre expertos en asuntos del Vaticano sobre una posible tensión entre el papa y el nuevo presidente de Estados Unidos, quienes tienen posiciones muy diferentes sobre temas como migración y cambio climático. Los líderes mundiales suelen solicitar al Vaticano con varios meses de antelación audiencias con el papa, quien en general las concede.

Históricamente, los presidentes de Estados Unidos han solicitado entrevistas con el Papa durante sus viajes a Italia. Barack Obama se reunió dos veces con el papa Francisco, una en el Vaticano en 2014 y otra durante el viaje del pontífice a Estados Unidos en 2015. Obama también fue recibido en el Vaticano por el antecesor de Francisco, Benedicto XVI, en 2009.

Fuente: AFP/ANSA