el escándalo de la multinacional brasilera

Panamá: La Iglesia dice que recibió donaciones de Odebrecht

La Arquidiócesis de Panamá comunicó que aceptó donativos de la empresa cuando "no era cuestionada judicialmente". Aclaró que ese tipo de ingresos se destina a la atención de niños y enfermos y a a la restauración de templos.
Comparte

La Iglesia católica de Panamá indicó que las donaciones que recibió de Odebrecht se dieron cuando la multinacional "no era cuestionada judicialmente" y que estas se usaron para fines sociales.

"La Iglesia sirve al Pueblo de Dios gracias a la Providencia, que se expresa en las donaciones que personas naturales y jurídicas le hacen llegar", explicó este lunes la Arquidiócesis de Panamá en un comunicado.

En la misiva, la Arquidiócesis también aseguró que reporta periódicamente a la Dirección General de Ingresos (DGI) todos los fondos que percibe.

"Damos fe de que las donaciones recibidas por la Iglesia son usadas para obras sociales en favor de niños, huérfanos, ancianos, enfermos, pacientes con VIH y adictos, así como para la restauración de templos", añadió la organización religiosa.

El presidente panameño, Juan Carlos Varela, reconoció el pasado jueves que su campaña por la Vicepresidencia del país, en 2009, recibió aportes de Odebrecht a través de una tercera persona, y volvió a recalcar que las donaciones políticas "no son sobornos" ni constituyen un delito.

Varela se remitió a un comunicado de su Partido Panameñista, en el que la organización explica que en 2009 la constructora brasileña "no estaba señalada de actos de corrupción y participaba activamente como donante de proyectos culturales, sociales, periodísticos, ecológicos, educativos, religiosos y muchos otros que fueron objeto hasta de premios internacionales".

El gobernante dio esas declaraciones el mismo día en que un tribunal de Panamá validó un acuerdo entre la Fiscalía y Odebrecht, que prevé el pago de una multa de 220 millones de dólares y el cierre de la causa contra la constructora y sus ejecutivos en el país, quienes ha colaborado en las investigación a panameños supuestamente involucrados en la trama de los sobornos.

La Arquidiócesis pidió este lunes en su comunicado "mantener la serenidad" y no distraerse "del objetivo principal de este proceso que es conocer la verdad" sobre los millonarios sobornos pagados por la multinacional a funcionarios y particulares panameños.

"Evitemos caer en la tentación de convertir esta coyuntura en un mero hecho mediático porque es mucho más que eso, y requiere de la ciudadanía toda su atención y apremio, por lo emblemático y delicado de este caso, no solo en el país sino para el mundo", pidió la Iglesia.

Un informe del Departamento de Justicia de EE.UU. difundido en diciembre de 2016 reveló que Odebrecht confesó haber pagado 59 millones de dólares en sobornos en Panamá entre 2009 y 2014.

Odebrechet, que llegó a Panamá en llegó en 2006 y tiene cerca de 8.000 trabajadores en el país, es la principal contratista del Estado panameño y actualmente ejecuta obras que superan los 3.000 millones de dólares.

Por el caso de Odebrecht están procesadas 63 en Panamá, entre ellas dos hijos del expresidente Ricardo Martinelli (2009-2014), sobre quienes hay una orden de búsqueda y captura.

El jueves pasado la fiscal panameña anticorrupción, Zuleyka Moore, desveló durante la audiencia de validación del acuerdo con Odebrecht que el exdirectivo de esa firma en el país Andre Rabello confesó haber pagado 55,8 millones de dólares a los hijos del exmandatario, así como decenas de millones a varios exministros.

En es audiencia se ratificaron datos sobre el supuesto pago de los sobornos que habían sido filtrado a la prensa local durante el último año, y que ya han sido rechazados por casi todos los involucrados.


Fuente: EFE