Comunicado de aciera

Para las iglesias evangélicas tampoco "hay nada que celebrar"

La mayor alianza evangélica del país pidió no olvidarse del "drama de mujeres con embarazos no buscados, sea por la razón que fuere" y reclamó se articulen políticas públicas de prevención, anticoncepción y salud reproductiva.
Comparte

La Alianza Cristiana de Iglesias Evangélicas de la República Argentina (ACIERA) aseguró que tras el rechazo al proyecto de legalización del aborto "no hay nada que celebrar" y advirtió sobre "el drama de mujeres con embarazos no buscados, sea por la razón que fuere".

"Manifestamos oportunamente nuestra oposición al proyecto, pero entendemos que no hay nada que celebrar. El drama de mujeres con embarazos no buscados con sus consecuencias físicas y emocionales, es una realidad que no podemos ignorar", expresó la entidad religiosa mediante un comunicado.

"Apelamos a la sociedad en general, pero en particular a quienes se oponen al aborto, a redoblar los esfuerzos para encontrar caminos de vida para enfrentar tanto dolor. Debemos comprometernos a ayudar, acompañar y contener a quienes enfrentan esta realidad", añadió.

El Senado rechazó anoche el proyecto de legalización del aborto luego de una sesión que duró más de 16 horas y sin que hubiera margen para un proyecto intermedio.

La votación resultó como se pronosticó, con 38 votos en contra del proyecto aprobado por la Cámara de Diputados, 31 a favor, las abstenciones del santafesino Omar Perotti y la neuquina Lucila Crexell.

Las iglesias evangélicas requieren también al Estado que "seria y responsablemente" articule política públicas de prevención, anticoncepción y salud reproductiva.

Asimismo, reclamó que se creen instancias de contención y acompañamiento de las mujeres cuyos embarazos no han sido buscados y que se avance en una legislación de adopción que se convierta en una opción.

Fuente: Aciera y agencias