la persecución del isis en irak

Por primera vez en tres años, Mosul volvió a celebrar la Pascua

El sábado los católicos asistieron a la Vigilia Pascual, realizada con modestia por razones de seguridad. Lentamente, los miles de cristianos que huyeron de la persecución desde 2014 están volviendo a su hogar.
Comparte

Cristianos iraquíes cerca de Mosul volvieron a celebrar la noche del sábado la Pascua por primera vez en tres años, según relató el sacerdote Ima Jushtba.

La fuerzas de seguridad liberaron de los extremistas este área al este de Mosul, bastión de la milicia terrorista Estado Islámico, en octubre pasado.

La Vigilia Pascual, a la que asistieron decenas de fieles, tuvo lugar en la iglesia de Karakosh. "Fue una misa simbólica, nada grande, por razones de seguridad", dijo Jushtba.

El EI conquistó Mosul, la segunda ciudad más grande de Irak, en junio de 2014 y luego desató la represión contra cristianos y miembros de otras minorías religiosas. Los yihadistas obligaron a los cristianos a convertirse al islam, a pagar una protección o a abandonar la ciudad. Varias de las poblaciones al este de Mosul son cristianas.

En la parte oeste de Mosul, dividida por el río Tigris, todavía siguen los combates.

Durante el régimen de Saddam Hussein (1979-2003) vivían en Irak unos 1,5 millones de cristianos.

Desde la caída del dictador, muchos de ellos abandonaron el país por miedo a la represión y la violencia.


Fuente: DPA