Presentación de la nueva conducción eclesiástica

Primer llamado de Ojea al Gobierno: cuidar los derechos laborales

El nuevo presidente del Episcopado, de gran sintonía con el Papa, formuló el pedido ante la reforma laboral en discusión que impulsa la Casa Rosada. Pero celebró la convocatoria oficial al diálogo. Fue en la primera rueda de prensa tras su elección.
Comparte

Sergio Rubin

El nuevo presidente del Episcopado, el obispo de San Isidro, Oscar Ojea, estrenó ayer su cargo con una rueda de prensa en la que esbozó las grandes líneas que tendrá su conducción. Entre ellas, mencionó trabajar a fin de “crear las condiciones” para que se concrete la demorada visita del Papa Francisco al país. Así como “contribuir al diálogo entre los argentinos” porque “nos cuesta convivir”. En cuanto a la relación con el gobierno, respaldó la ronda de conversaciones que abrió la Casa Rosada, pero –en implícita alusión a la reforma laboral que incluyó el oficialismo en esas discusiones- advirtió que “toda la sociedad es responsable de que no se vulneren los derechos de los trabajadores”.

Monseñor Ojea –de gran sintonía con Francisco, al punto que se lo consideraba su candidato para el cargo- fue elegido la semana pasada por votación de todos los obispo del país, abriendo para muchos una nueva etapa en la Iglesia en el país. Convertido en el primer presidente del Episcopado que no es arzobispo –como obispo ostenta un rango menor-, su presentación ante la prensa había generado singular expectativa. Lo acompañaban en la sede del Episcopado, en el microcentro porteño, el arzobispo de Buenos Aires, cardenal Mario Poli, quien fue reelecto vicepresidente primero, y también el reelecto secretario general, monseñor Carlos Malfa, obispo de  Chascomús.

Al ser consultado sobre la visita del Papa, Ojea dijo que “nuestra misión (como obispos) es crear las condiciones” para que se concrete. En particular, mencionó el objetivo de que “se cumpla su magisterio (en el país), que es lo que lo va a sobrevivir y no quedarnos en las anécdotas”. Ello se interpretó como un deseo de la Iglesia de que primen –y se pongan en práctica- las enseñanzas del actual pontífice y los argentinos no queden atrapados en polémicas sobre gestos con voltaje político del pontífice que suscitaron en el país encendidas polémicas. En particular, su condescendencia con la entonces presidenta Cristina Kirchner y la frialdad inicial hacia su sucesor, Mauricio Macri.

También dijo “con humildad como pastores, no como técnicos ni políticos, (los obispos) queremos contribuir al diálogo entre los argentinos. Nos cuesta convivir, nos cuesta sentarnos a la misma mesa y no enojarnos”. Con todo, aclaró que esa contribución será “desde estar junto al pueblo, especialmente a los pobres”. Además, celebró que entre los principales objetivos del presidente se cuenta promover el diálogo y la unión de los argentinos. Y dijo que le gustaría trabajar con el gobierno especialmente en la cuestión de la demanda de droga que exige, dijo, “una respuesta interdisciplinaria”, para responder a carencias afectivas, soledad y exclusión social, entre otras.

Con respecto a la reforma laboral, recordó que, según la doctrina social de la Iglesia, el trabajo “no es una mercancía, hace a la dignidad de la persona y es un ordenador de la vida”. Por eso, señaló que “toda la sociedad es responsable de que se puedan conservar las fuentes de trabajo y que no se vulneren los derechos de los trabajadores”. Advirtió al respecto que “la Iglesia es muy sensible ante esta cuestión y vamos a estar al lado de esta situación”. Luego de afirmar que que el Episcopado está preocupado por la eliminación de mano de obra que implica el desarrollo tecnológico, expresó la confianza en “la inteligencia y capacidad creativa de los argentinos” para crear trabajo.

A su vez Poli se refirió a la primera edición de la Jornada Mundial de los Pobres, instituida por Francisco, que se celebrará este domingo, al señalar que la Iglesia en la Argentina realizará ese día diversos gestos de cercanía a los más necesitados. Finalmente, Ojea dijo que antes de Navidad la nueva cúpula le presentará sus saludos al presidente de la Nación. 

Fuente: Clarín y VR