La protección de la naturaleza y el derecho a la vida

Por: Gloria Batalla

Comparte

El 18 de octubre es el “DÍA MUNDIAL DE PROTECCIÓN DE LA NATURALEZA”. “Cada uno de nosotros puede y debe convertirse en un ‘custodio de la casa común’, capaz de alabar a Dios por sus criaturas, de contemplar las criaturas y protegerlas” (Papa Francisco / 16/9/2020).

La protección de la Madre Naturaleza, no es una cuestión exclusiva de los ambientalistas. Es responsabilidad de todos los seres humanos cuidar de los ecosistemas en general y de la biodiversidad en particular, pero es imprescindible el desarrollo de correctas políticas ambientales, de los países, gobiernos, instituciones y la sociedad toda...

La Dirección de Ambiente recuerda a la comunidad que el 18 de octubre se celebra el Día de la Protección de la Naturaleza en todo el Mundo, es una instancia para reflexionar sobre nuestras prácticas ambientales.  El Día Mundial de la Protección de la Naturaleza, comienza a celebrarse desde el 18 de octubre de 1972. El objetivo de conmemorar este día, es promover sobre la responsabilidad ambiental, alertando en forma constante lo que la naturaleza nos ofrece, dentro de lo cual se incluyen los bienes naturales, los servicios eco-sistémicos, la diversidad paisajística, entre otros aspectos.

La protección de la Naturaleza, de los ecosistemas y de la biodiversidad que habita en ellos, es responsabilidad de todos los seres humanos.

Es imprescindible que las instituciones implementen nuevas políticas y leyes ambientales que permitan regular el uso de los recursos naturales, ejecuten la evaluación y los estudios de impacto ambiental en proyectos y actividades de desarrollo de los países, promoviendo el saneamiento ambiental para mantener los ecosistemas saludables.

La Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN), ha propuesto distintos Tipos de Áreas Naturales Protegidas.

El nuevo sistema de seis categorías de manejo propuesto por la UICN, vigente actualmente a nivel internacional, incluye: *Reserva Natural Estricta. * Parque Nacional. *Monumento Natural. *Áreas de Manejo del Hábitat / Especies. *Paisajes Terrestres y Marinos Protegidos. * Áreas Protegidas con Recursos Manejados.

Un ejemplo, está en nuestro país, en la Provincia de La Rioja, que cuenta con 16 áreas naturales protegidas que albergan una diversidad biológica poco conocida y valorada. Estos espacios no se encuentran aislados, ya que las comunidades locales, históricamente, como en la actualidad, hacen uso de sus recursos, por lo que resulta fundamental considerar al ser humano como parte integral de la naturaleza.

ENTENDIMIENTO ENTRE LAS CULTURAS

Dado a que los problemas ambientales son complejos, las soluciones no son únicas y requieren de múltiples abordajes y de un profundo entendimiento de las culturas locales, además de promover cambios cuando el crecimiento económico se logra en detrimento de la calidad de los ecosistemas, y para ello es fundamental la educación ambiental. El propósito es lograr que los individuos como las colectividades, comprendan la naturaleza compleja de cada ambiente (resultante de la interacción de sus diferentes aspectos: físicos, biológicos, sociales, culturales, económicos, etc.). Es indispensable la dedicación de los ambientalistas de los distintos países, adquirir conocimientos, valores y habilidades prácticas para participar con responsabilidad y eficacia en la prevención y solución de los problemas ambientales y en la gestión de la calidad del ambiente, para tender así a una sustentabilidad responsable y sostenible por cada país...

LA CLAVE; EDUCACION Y RESPONSABILIDAD

Para tomar conciencia y responsabilidad es necesario educar desde temprana edad a los niños y jóvenes en todos los temas ambientales: en la utilización racional del agua y de la electricidad, en utilizar la energía solar, desconectar los aparatos, cuidar las plantas porque son seres vivos, no dañar a los árboles ni a los animales, no contaminar los ríos, campos o montañas y, sobre todo, enseñar y acompañar en las distintas actividades y a tener mucho respeto y contacto con la naturaleza.

En la concienciación, es fundamental la educación ambiental. Una educación basada en valores ambientales aplicables a cualquier actitud social y cuyo objetivo sea formar en la capacidad de observación crítica y juicio de valor teniendo en cuenta la protección y gestión sostenible de nuestro entorno.

La tendencia actual demuestra que la humanidad está abusando de la capacidad del planeta para abastecerse a cualquier costo.

El objetivo básico de la protección ambiental es anticipar los riesgos y concientizar en los valores básicos y singulares de vegetación, fauna, paisaje o geomorfología. Dirigir todos los esfuerzos para que el desarrollo humano sea compatible con la protección del entorno. Todavía estamos a tiempo de tomar las medidas oportunas para construir un futuro basado en el consumo sostenible de los recursos naturales.

La llegada del Papa Francisco a la sede de Pedro, fue como a entrada de un vendaval, directo al corazón de la Iglesia. Su actitud convulsionó al mundo, por su preocupación por la naturaleza. Lo hace con la Encíclica sobre el Medio Ambiente, “Laudato Si”;  luego con Exhortación Apostólica “Querida Amazonia”,  con la creación de “La Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación”   el 10 de agosto de 2015.  Frente a los parlamentarios europeos, el Papa Francisco sorprendió, hablando del planeta como la “Casa Común”, dijo: “en efecto, esta tierra nuestra necesita de continuos cuidados y atenciones, y cada uno tiene una responsabilidad personal en la custodia de la creación, don precioso que Dios ha puesto en las manos de los hombres”, luego finalizó con el mensaje de que: “la defensa del medio ambiente, de nuestra querida Tierra, es el gran recurso que Dios nos ha dado y que está a nuestra disposición, no para ser desfigurada, explotada y denigrada, sino para que, disfrutando de su inmensa belleza, podamos vivir en ella, con dignidad”.

Ya en su primera homilía, fue muy claro en su postura de defensa del medio ambiente. El Papa Francisco hizo un llamamiento a todos, cristianos y no cristianos a ser “custodios de la Creación”: “Quisiera pedir, por favor, a todos los que ocupan puestos de responsabilidad en el ámbito económico, político o social, a todos los hombres y mujeres de buena voluntad: que seamos custodios de la Creación, del designio de Dios inscrito en la naturaleza, guardianes del otro y del medio ambiente; no dejemos que los signos de la destrucción y de muerte acompañen este mundo nuestro”.

En sus homilías y sus catequesis de los miércoles, pide responsabilidad ante un planeta en destrucción.

El pasado 1° de septiembre, se celebró la V Jornada Mundial de Oración por el Cuidado de la Creación: CONTEMPLAR PARA CUIDAR Y CUSTODIAR LA CASA COMÚN

En la Audiencia General del miércoles 16 de septiembre pasado, el Papa Francisco se refirió al Cuidado de la casa común y la actitud contemplativa, exhortando a “recuperar la dimensión contemplativa” porque “el mejor antídoto contra este abuso de nuestra casa común es la contemplación”. 

Expresó: “Para salir de una pandemia, es necesario cuidarse y cuidarnos mutuamente”. Destacó el papel esencial de los “cuidadores” en la sociedad: “aunque no reciban ni el reconocimiento ni la remuneración que merecen. El cuidado es una regla de oro de nuestra humanidad y trae consigo salud y esperanza”.

6En el marco del Jubileo de la Tierra, a la luz de la Encíclica “Laudato Si’ subrayó: “este cuidado abraza también a nuestra casa común, a la tierra y a cada una de sus criaturas”, recordando que abusar de la creación es “un pecado grave que daña y enferma”.

“La creación no es un mero ‘recurso’, sino que las criaturas tienen un valor en sí y reflejan, cada una a su manera, un rayo de la sabiduría y de la bondad infinitas de Dios. Sin embargo, para descubrir ese valor y ese rayo de luz divina es necesario el silencio, la escucha y la contemplación, que también sana el alma. Sin contemplación es fácil caer en un antropocentrismo desviado y soberbio, el “yo” al centro de todo, que sobredimensiona nuestro papel de seres humanos y nos posiciona como dominadores absolutos de todas las criaturas. El mejor antídoto contra este abuso de nuestra casa común es la contemplación. Es importante recuperar la dimensión contemplativa”. Cuando contemplamos, descubrimos en los demás y en la naturaleza algo mucho más grande que su utilidad, descubrimos el valor intrínseco de las cosas que les ha dado Dios.

El Santo Padre hace la invitación final en los Ejercicios Espirituales de San Ignacio de Loyola a la “Contemplación para alcanzar amor”. Un llamado a considerar cómo Dios mira a sus criaturas y a regocijarse con ellas; a descubrir la presencia de Dios en sus criaturas y, con libertad y gracia, a amarlas y cuidarlas. El Papa concluye, recordando que este cuidado es tarea de todo ser humano: “Cada uno de nosotros puede y debe convertirse en un ‘custodio de la casa común’, capaz de alabar a Dios por sus criaturas, de contemplar las criaturas y protegerlas”.

*La autora es docente y periodista

Trailer del documental "Francesco" 2020

ENCUESTA DEL MES

¿Cuándo cree que vendrá el Papa a la Argentina?

Ver los resultados

SU FE EN IMÁGENES

Envíenos una foto de un hecho religioso que protagonizó a lectores@valoresreligiosos.com.ar

NOVEDADES

Abrazos que cambian la historia - Comp. Marco Gallo y Ricardo Elía - UCA y Centro Islámico

Abrazos que cambian la historia - Comp. Marco Gallo y Ricardo Elía - UCA y Centro Islámico

Las relaciones islamo cristianas en el pontificado del Papa Francisco se han acelerado como nunca antes en el pasado

Libro de las gratitudes 2 - Pablo Andinach - Editorial Lumen

Libro de las gratitudes 2 - Pablo Andinach - Editorial Lumen

Textos breves que evocan experiencias, lecturas y encuentros

El pensamiento social y político de Bergoglio y Papa Francisco - Marco Gallo - Edit. Eucasa

El pensamiento social y político de Bergoglio y Papa Francisco - Marco Gallo - Edit. Eucasa

Una selección de textos, discursos y homilías de Jorge Bergoglio

El diálogo como actitud pedagógica -Eduardo Molino- Editorial Paulinas

El diálogo como actitud pedagógica -Eduardo Molino- Editorial Paulinas

Una reflexión filosófica sobre la educación y el rol de los educadores