revés para el aborto

Abogados y médicos católicos celebran el fallo de la Corte de EEUU

La Corporación de Abogados Católicos de la Argentina y el Consorcio de Médicos Católicos de Buenos Aires coinciden en valorar la sentencia. Y consideran que Roe vs. Wade no sólo impedía la protección de la vida sino que promovía el aborto en otros países.
Comparte

En el marco de la derogación del derecho constitucional que las mujeres poseían para acceder a la interrupción voluntaria del embarazo en Estados Unidos, la Corporación de Abogados Católicos de la Argentina y el Consorcio de Médicos Católicos de Buenos Aires se pronunciaron sobre lo dictaminado por el máximo tribunal del país norteamericano, celebrando la anulación de aquel litigio judicial conocido como "Roe vs. Wade" y cuya sentencia databa del año 1973.

En ese sentido, la Corporación de Abogados Católicos manifestó que “celebra la anulación por la Suprema Corte de los Estados Unidos del repudiable precedente “Roe vs. Wade”, removiendo así el grave obstáculo que durante casi medio siglo impidió la protección de la vida naciente en ese país.”

En un comunicado, firmado por el doctor Pedro J.M. Andereggen y Carlos J. Mosso, presidente y secretario respectivamente de la Corporación, también consideraron que aquel fallo “presionó a los gobiernos y tribunales de otras naciones para la instauración del crimen nefando del aborto.”

Por su parte, el Consorcio de Médicos Católicos expresó que Roe vs. Wade “no sólo abrió las puertas en ese país a la desprotección jurídica de la vida humana en la etapa inicial, sino que además sentó un precedente nefasto para las otras naciones”.
Es por eso que, señalaron, “ratificamos una vez más nuestro compromiso por la defensa de la vida humana en todas sus fases y circunstancias y pedimos a nuestra Madre, la Virgen de Luján, que cubra con su manto a todos los niños del mundo, nacidos y por nacer, y que interceda ante nuestro Señor, para que nuestra querida Patria retorne al camino de la protección de la vida humana. Toda la vida y la vida de todos”.

El Tribunal Supremo de Estados Unidos al anular el fallo del caso Roe versus Wade, señaló que la Constitución no otorga "este derecho", por lo que cada estado deberá determinar si mantiene o prohíbe esta práctica. La decisión del máximo tribunal fue aprobada por mayoría, con seis votos a favor y tres votos en contra.

La decisión del Tribunal Supremo anuló también el fallo del caso Casey vs. Planned Parenthood de 1992, una decisión que en su momento reafirmó la sentencia original, pero autorizaba a los estados establecer regulaciones sobre el proceso.


Fuente: AICA / VR