su postura llegó a enfrentar a los obispos

Aborto: Para Biden "es un día triste" y buscará garantizar el acceso

El presidente estadounidense dijo que "la vida de las mujeres ahora está en peligro". Aseguró que pondrá los medios legales para que se lo practiquen en los estados que lo permitan. Trump, por su parte, declaró que "es la voluntad de Dios".
Comparte

El presidente estadounidense, Joe Biden, dijo hoy que la Corte Suprema cometió un "error trágico" al revocar el fallo Roe vs. Wade, que desde hace casi medio siglo garantizaba el derecho al aborto en el país, y que hace "retroceder a Estados Unidos 150 años".

"Es un día triste para la Corte y para el país", señaló el mandatario demócrata en un discurso desde la Casa Blanca, en el que consideró que "la salud y la vida de las mujeres de este país están ahora en peligro".

"La Corte ha hecho lo que nunca antes había hecho, eliminar expresamente un derecho constitucional que es tan fundamental para tantas estadounidenses que ya había sido reconocido. La decisión de la Corte de hacerlo tendrá consecuencias reales e inmediatas", manifestó.

Biden apuntó que la resolución fue impulsada por tres de los jueces del Supremo que en su día fueron nombrados por el expresidente Donald Trump, y por eso dijo que la decisión está marcada por una "ideología extrema" y es la culminación de "un esfuerzo deliberado durante décadas" por "alterar el equilibrio" la legislación estadounidense.

"Han sido tres jueces nombrados por el expresidente Donald Trump quienes han sido el núcleo de la decisión de hoy de cambiar la balanza de la justicia y eliminar un derecho fundamental de las mujeres en este país", aseveró, según consignó la agencia Europa Press.

Por su parte, Donald Trump declaró que la anulación del derecho al aborto obedece a "la voluntad de Dios".

Preguntado por el canal Fox News sobre qué papel desempeñó él en la decisión, al haber inclinado claramente a la derecha el tribunal con el nombramiento de tres jueces conservadores, Trump contestó: "Es la voluntad de Dios". La decisión "sigue la Constitución", agregó.

Por eso, ahora Biden buscará garantizar el derecho a las mujeres para viajar desde estados donde está prohibido el aborto hacia otros que sí lo permitan, a la par que aseguró el acceso a los medicamentos necesarios para aquellas mujeres que lo precisen.

"Si algún funcionario estatal o local, alto o bajo, intenta interferir con una mujer que ejerce su derecho básico a viajar, haré todo lo que esté a mi alcance para luchar contra ese ataque profundamente antiestadounidense", añadió Biden, apuntando también que "al limitar el acceso a los medicamentos, la mortalidad materna aumentará en Estados Unidos".

En tanto, Biden advirtió que su Administración "utilizará todos sus poderes legales" para restituir el derecho al aborto.

El presidente instó a proseguir la lucha de manera "pacífica" y a defender "en las urnas" el derecho al aborto y todas las demás "libertades personales", ya que se acercan las elecciones legislativas de mitad de mandato que se anuncian complicadas para los demócratas.

Por esto, animó a la ciudadanía a "hacer oír su voz" en las próximas elecciones de noviembre.

"En otoño, deben elegir más senadores y representantes que codifiquen el derecho de la mujer a elegir en la ley federal una vez más", dijo.

"Con tu voto puedes tener la última palabra. Esto no ha terminado", señaló Biden, quien considera que el caso es "atípico entre las naciones desarrolladas", aunque también hizo un llamamiento a la calma y pidió que las protestas ciudadanas que se lleven a cabo sean de carácter pacífico.

La posición proaborto de Biden hizo que la Conferencia Episcopal de Estados Unidos (USCCB) se dividiera en el debate sobre el acceso a los sacramentos de los políticos católicos que promueven políticas pro-abortistas, debate que el Papa Francisco "frenó". Aunque ahora enfrenta la situación la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, cuyo obispo -el de San Francisco, Salvatore Cordileone-, la conminó a retractarse o a no recibir la comunión.

Fuente: Agencias