Miércoles 24.04.2019

DEL EDITOR

Corea, otro desafio para Francisco

Por: Sergio Rubin

Comparte

Cuando este suplemento llegue al lector, Francisco ya estará en Corea del Sur, su tercer periplo internacional. Pero esta vez no será Brasil, el país más católico del mundo y una nueva edición de la convocante Jornada Mundial de la Juventud, ni Tierra Santa, la cuna del cristianismo. Sino un país de Asia, donde la Iglesia Católica es -salvo Filipinas- una pequeña minoría. Sin embargo, en Corea  con 48 millones de habitantesestá mostrando una gran vitalidad. Los cristianos pasaron de ser el 2 % de la población en 1960 al 30 % en 2010. Los católicos son el 11 % de la población y esperan ser el 20 % en 2020. Además, están aflorando muchas vocaciones religiosas. Francisco tiene previsto presidir en Seúl otra Jornada Mundial de la Juventud, pero asiática. Hacer pie entre los jóvenes es clave porque casi la mitad de la población de Asia tiene menos de 25 años (unos 2.000 millones de almas) y son grandes protagonistas del desarrollo, la economía y la cultura. El Papa llegó a Seúl con buenos presagios: el gran entusiasmo que su figura despertó entre los ínconos del pop coreano, que le compusieron una canción. El desafío es grande.