Lunes 27.05.2024

Otorgada por el Senado

Distinción a un experto de la UCA por aporte al diálogo interreligioso

El sacerdote Rubén Revello, director del Instituto de Bioética, recibió el Diploma de Honor de la Cámara alta por el respeto a la diversidad de religiones y creencias. Del acto participaron referentes de los credos y disertó sobre "Dignitas Infinita".
Comparte

El presbítero Lic. Rubén Revello, director del Instituto de Bioética de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Católica Argentina (UCA), recibió el martes 7 de mayo el Diploma de Honor del Senado de la Nación por su contribución al diálogo interreligioso.

El Congreso de la Nación realizó, a través de los senadores José Mayans (Formosa), Sandra Mendoza (Tucumán) y Fernando Rejal (La Rioja), una jornada sobre tolerancia, derechos humanos y dialogo interreligioso que se desarrolló en el anfiteatro del parlamento.

El encuentro, titulado “Diálogo global para fomentar la tolerancia, la paz y el respeto a la diversidad de religiones y creencias, contra toda forma de violencia y discriminación por razones de creencias religiosas", contó con la participación de miembros de la Cámara de Diputados, representantes de gobiernos provinciales, ONGs y Amnistía Internacional, así como de diversas confesiones religiosas y cultos, y tuvo por objetivo rescatar la convivencia pacífica y colaborativa de las diversas formas religiosas en el país.

Las actividades iniciaron con palabras de bienvenida del senador nacional Fernando Rejal y, a continuación, el rabino Saúl Bonino, de la Capellanía Israelita Argentina, el Imam Marwan Gill, de la Comunidad Musulmana Ahmadía Argentina y el presbítero Rubén Revello, de la Pontificia Academia para la Vida y la Universidad Católica Argentina, realizaron una breve oración.

Luego, los representantes de las religiones abrahámicas expusieron la postura de diálogo de las diversas confesiones religiosas.

El padre Revello expuso sobre la reciente declaración Dignitas Infinita, donde la Santa Sede aporta criterios antropológicos, seguros y estables para sostener de manera perenne la dignidad de los Derechos Humanos. El auditorio recibió satisfactoriamente la exposición, notando la importancia de fundar la dignidad y su respeto en la existencia humana.

Seguidamente, la senadora Mendoza entregó al sacerdote, director del Instituto de Bioética de la UCA, el Diploma de Honor del Senado de la Nación por su contribución a la tolerancia, defensa de los derechos humanos y al diálogo interreligioso.

Fuente: AICA