La fe durante el Mundial de Qatar

Ecuatorianos ofrendaron a Dios los dos goles de su debut mundialista

El delantero Enner Valencia convirtió un penal para Ecuador y junto a sus compañeros se arrodillaron en el campo de juego, miraron al cielo y dieron gracias al Altísimo. Otro jugador, Pervis Estupiñán, reveló que rezan antes y después de los partidos.
Comparte

La selección de fútbol de Ecuador anotó los dos primeros goles del Mundial Qatar 2022 contra el equipo anfitrión y los celebró arrodillándose, mirando al cielo y ofreciéndolos a Dios en el país.

El domingo 20 de noviembre, solemnidad de Cristo Rey, inició la fiesta mundialista con el duelo entre Ecuador y Qatar en el estadio Al Bayt, que acabó con la victoria del equipo visitante por 2 a 0.

En el minuto 15 del primer tiempo, el delantero ecuatoriano Enner Valencia anotó un penal y junto a sus compañeros de equipo formaron un círculo, se arrodillaron y señalaron al cielo con las manos para glorificar a Dios.

El lateral izquierdo Pervis Estupiñán aseguró en una reciente entrevista que “con Ecuador rezamos juntos antes y después de los partidos”.

“Todos somos muy religiosos. Además de trabajar y luchar para hacer las cosas lo mejor que podemos, sabemos que alguien nos trajo aquí y es nuestra forma de agradecerles y pedirles que nos ayuden”, contó el futbolista.

“Al final, fuera del resultado, le damos las gracias por dejar bien el campo y no hacer daño a nadie”, agregó.

Antes del inicio del partido, el mediocampista ecuatoriano Carlos Gruezo compartió en su Instagram un video donde se ve a varios miembros de la selección nacional orando en una de las habitaciones del hotel Hyatt Regency Oryx, donde se hospedan.

“Hoy empieza una nueva historia y quien guía nuestros pasos es Dios, sin ti nada podemos hacer, te damos toda la gloria y la honra”, escribió Gruezo en su red social.

Fuente: ACI Prensa