Miércoles 24.04.2019

la ceremonia en el pueblo del cura gaucho

En su pago esperan alrededor de 200.000 fieles

Comparte

A días de la beatificación del “cura gaucho” José Gabriel Brochero, la localidad cordobesade Traslasierra que lleva  su nombre, está convulsionada: de cara al próximo sábado y en un predio diseñado especialmente para la histórica cita espiritual, esperan que alrededor de 200 mil fieles participen de la misa que contará con la presencia del cardenal Angelo Amato, prefecto de la Congregación para la Causa de los Santos.
“No tenemos lugar de alojamiento ni aquí ni en ninguna de las localidades cercanas”, le dijo entusiasmado a Valores Religiosos, Alberto Guzmán, secretario de Cultura y Turismo de Cura Brochero.
El flamante Beato, que se ordenó sacerdote en 1866, dejó una huella enorme, gracias a su gran trabajo social y religioso, que resultó vital para las Sierras de Córdoba. El cura gaucho construyó 200 kilómetros de caminos, creó una escuela, fundo iglesias y pueblos. La expectativa es tal que, en los pagos de Brochero (antes, la localidad se llamaba Villa el Tránsito), ya se están comercializando con todo éxito todo tipo de merchandising referido a él. Y del Papa Francisco, obviamente.
 Por ejemplo, algunos comercios están ofreciendo remeras, vasos, platos, tasas, vinchas y hasta banderas con la imagen de quien fuera declarado Venerable en el año 2004 hasta que, a finales del añopasado, el Papa Benedicto XVI firmó su beatificación. A Brochero, se le atribuye el milagro de haber salvado la vida de un bebé de 11 meses que sufrió un accidente de tránsito en el año 2000 y que se sobrepuso a todos los pronósticos médicos.
Lejos de haber quedado en “estado vegetativo y sin poder caminar, hablar, escuchar ni ver”, Nicolás hoy tiene 13 años, está cursando sexto grado y tiene una vida absolutamente normal.