En el Día del Pontífice

Francisco a objetores: “No se habla mal de Pedro ni a sus espaldas”

"¿Qué pasaría si rezáramos más y murmuráramos menos?", interpeló el Papa en la solemnidad de San Pedro y San Pablo, al pedir rezar por él y su pontificado. También bendijo los palios arzobispales e hizo un renovado llamado a la “unidad” en la Iglesia.
Comparte

El papa Francisco renovó este lunes su pedido de "unidad" en la Iglesia y envió un mensaje a los objetores de su pontificado: “No se habla mal” de Pedro ni “a sus espaldas”, sino que se “reza por él”.

"Los primeros cristianos no culpaban a los demás, sino que oraban. En esa comunidad nadie decía: ‘Si Pedro hubiera sido más prudente, no estaríamos en esta situación’. No, no hablaban mal de él, sino que rezaban por él. No hablaban a sus espaldas, sino a Dios”, recordó el pontífice este lunes al celebrar la solemnidad de San Pedro y San Pablo en el Vaticano.

“¿Cuidamos nuestra unidad con la oración? ¿Rezamos unos por otros?”. ¿Qué pasaría si rezáramos más y murmuráramos menos?”, interpeló.

“Con la lengua un poco más tranquila. Como le sucedió a Pedro en la cárcel: se abrirían muchas puertas que separan, se romperían muchas cadenas que aprisionan. Pidamos la gracia de saber cómo rezar unos por otros”, pidió.

Durante su homilía, en un mensaje hacia dentro de la Iglesia, Jorge Bergoglio, convocó a una veintena de nuevos arzobispos designados este año a ser "constructores de unidad".

"Hoy se bendicen los palios, que se entregan al decano del Colegio cardenalicio y a los arzobispos metropolitanos nombrados en el último año. El palio recuerda la unidad entre las ovejas y el Pastor que, como Jesús, carga la ovejita sobre sus hombros para no separarse jamás", sostuvo.

"Siempre hay quienes destruyen la unidad", lamentó luego Francisco, que enfrenta críticas de sectores conservadores desde el inicio de su pontificado, en marzo de 2013.

Fuente: Agencias