crisis en venezuela

Hace falta la solicitud formal de Guaidó para que intervenga el Papa

Para la Santa Sede no alcanza con el pedido verbal que el titular de la Asamblea Nacional hizo en una entrevista televisiva. "Son las partes las que deben moverse en este punto", dijo el secretario de Estado del Vaticano. "Neutralidad positiva" de Roma.
Comparte

El Secretario de Estado del Vaticano, cardenal Pietro Parolin, dio a entender que falta un pedido formal del titular de la Asamblea Nacional de Venezuela, Juan Guaidó, para que el Papa Francisco puede intervenir ante la crisis en el país caribeño, ya que no alcanza con el que hizo verbalmente en una entrevista televisiva, a diferencia que Nicolás Maduro que sí envió una carta con la petición.

"La actitud de la Santa Sede es de neutralidad positiva, no es la actitud de quienes se sientan delante de la ventana y observan de manera casi indiferente. Es la actitud de estar sobre las partes para superar el conflicto", subrayó Parolín en declaraciones a la televisión Tg2000, propiedad de la Conferencia Episcopal Italiana.

"Son las partes las que deben moverse en este punto, tal como sucedió cuando la Santa Sede aceptó ser parte del diálogo" (en alusión a las conversaciones que promovió hace dos años), agregó citando las palabras del papa Francisco en el avión de regreso de Emiratos Árabes Unidos.

En esa oportunidad, el pontífice dijo que "para que se haga una mediación, se necesita la voluntad de ambas partes. Las condiciones iniciales son claras: que las partes lo pidan, siempre estamos disponibles".

Tanto el presidente venezolano Nicolás Maduro, como el mandatario designado por la Asamblea Nacional Juan Guaidó, pidieron la ayuda del Papa para superar la crisis.

Maduro expresó en una carta enviada a Francisco que está "al servicio de la causa de Cristo. Y con este espíritu le he pedido ayuda en un proceso de facilitación y de reforzamiento del diálogo".

En igual sentido, Guaidó dijo a un medio italiano: "Hago un llamamiento a todos aquellos que pueden ayudarnos, como el Santo Padre, y todas las diplomacias, a que puedan colaborar para el fin de la usurpación, para un gobierno de transición y que lleve a elecciones verdaderamente libres".

Fuente: Agencias